5 BENEFICIOS DE LA COMIDA RÁPIDA
¿Te ayuda a perder peso?

Más que un hecho comprobado resulta ser sólo una convicción muy extendida aquello de que la comida rápida, popularmente conocida como “comida chatarra”, son alimentos altamente dañinos para la salud. Para ser más específicos, en este grupo entran las hamburguesas, los tacos, las pizzas y comidas similares.

Lo cierto es que no siempre será una mala idea incorporar un poco de comida rápida a su dieta. Si usted está viviendo un estilo de vida activo y ha asumido la responsabilidad de una dieta equilibrada, tenga en cuenta que una ración de comida rápida puede ser parte de su dieta saludable.

No estamos exagerando. En este artículo te explicamos cinco virtudes secretas de la comida rápida. Continúa leyendo, al final no te resistirás, y acabarás comiendo una deliciosa hamburguesa, y lo mejor: sin arrepentimientos.

  1. LA COMIDA RÁPIDA SUELE SER FRESCA Y BIEN PREPARADA.

Por lo general las personas con tiempo y dinero ilimitados disfrutan al preparar comidas elaboradas a base de ingredientes de corral orgánicos cuidadosamente seleccionados.

El resto recalentamos una comida congelada en el microondas o degustamos cualquier menú de comida rápida.

La calidad de la comida para llevar es superior a la mayoría de los productos alimenticios congelados, ya que la comida tiende a perder sabor cuando se congela, y la textura también cambia cuando se recalienta. Nunca vuelve a ser igual una comida recién preparada a una recalentada, mucho menos si se calienta en microondas.

2. LA COMIDA RÁPIDA NO ES PELIGROSA.

La gente suele comentar que las hamburguesas y la comida rápida en general están repletas de aditivos químicos. Miles de páginas web sobre nutrición se dedican a culpar a la comida rápida por contener aditivos cancerígenos y conservantes.

La industria de restaurantes es altamente regulada, y si estas afirmaciones fueran ciertas ya los restaurantes estarían cerrados.

3. LA COMIDA RÁPIDA PUEDE AYUDARLE A PERDER PESO.
Por descabellado que parezca, le aseguramos que la comida rápida -a pesar de ser alta en calorías- le ayuda a sentirse satisfecho con porciones más pequeñas.

Rápidamente se puede elaborar un plan nutricional y delicioso que cumpla con sus necesidades calóricas diarias. Así como afirmamos lo anterior, también le advertimos que usted podría necesitar suplementos para satisfacer sus necesidades de fibra y calcio.

4. LA ENSALADA NO SIEMPRE ES LA MEJOR OPCIÓN.

La mayoría de las cadenas de comida rápida ofrecen opciones de ensaladas cubiertas con pollo frito, aderezo cremoso y queso rallado. Si lo que deseas es comer sano, no elijas la ensalada, es preferible que comas una hamburguesa con queso, ya que estarás consumiendo menos calorías.

CONCLUSIÓN

Con lo que hemos afirmado en este artículo, no queremos decir que usted deba comer hamburguesas y comida chatarra todos los días. Lo que sí le aseguramos es que el mundo está lleno de deliciosos ingredientes y muy saludables que pueden hacerlo bajar de peso con su dieta sin dejar de resultar placentero.